Blog

cómo conservar la albahaca

Cómo conservar la albahaca por más tiempo

por Banquete
0 Comentarios

Para muchos es un dilema el cómo conservar la albahaca, más en esta temporada. El aumento de las temperaturas provoca que esta planta pierda su frescura una vez que ha sido cosechada. 

Si quieres saber cómo conservar la albahaca por más tiempo para disfrutarla en tus comidas, continúa leyendo este artículo. 

Cómo conservar la albahaca 

La albahaca es una hierba aromática muy apetecida en la cocina, en especial durante primavera y verano. Son un ingrediente esencial para preparar exquisitas humitas, porotos con mazamorra y porotos al pirco, platos típicos de Chile. Además, con ella puedes hacer el clásico pesto, un tipo de salsa que queda muy bien con pastas, pizzas y otras comidas  italianas. 

Durante estos meses aumenta la demanda de albahaca, en especial en verano, época en que se cosecha. Sin embargo, dadas las altas temperaturas estas duran poco tiempo a temperatura ambiente. Su frescura se pierde rápido si no se conserva de forma adecuada.

Si estás buscando tips para conservar esta hierba, estás en el lugar correcto. A continuación te compartimos cinco consejos para almacenar la albahaca por más tiempo y sacarle un mejor provecho a su sabor y frescura. 

5 consejos para conservar la albahaca por más tiempo

1. Conserva las hojas de albahaca en agua

Este método es muy simple y la albahaca se mantendrá fresca por más tiempo. Cuando compres la albahaca, pídela con la raíz. En un vaso o recipiente, sumerge la raíz en agua y déjala en la cocina en un espacio donde no le llegue luz directa del sol. Notarás que las hojas se mantendrán frescas hasta por 3 semanas. 

2. Congela la albahaca

Si quieres guardar la albahaca para comidas como las humitas y otras preparaciones que requieren de su cocción, puedes conservar las hojas por más tiempo guardándolas en el freezer. Solo debes lavar las hojas con cuidado, secar con papel absorbente para quitar el excedente de agua y luego guardar en una bolsa hermética. Esta puede durar hasta tres meses en el congelador. 

3. Conservar la albahaca para pesto 

Si tu intención es hacer pesto en las próximas semanas, este método de conservación es ideal. Tritura la albahaca con aceite de oliva y añade una pizca de sal. Guárdalo en un recipiente de vidrio hermético, encima agrega un chorrito más de aceite y mételo en el congelador. Una vez descongelado, vuelve a triturar y añade los ingredientes que faltan para terminar de preparar el pesto.

4. Conserva con sal

Echa las hojas de albahaca en un recipiente de cristal con tapa alternando una capa de hoja de albahaca con una capa de sal.. Aplasta un poco con ayuda de una cuchara y cubre con aceite de oliva, por último tapa bien el recipiente. De este modo, la albahaca se conservará por dos meses. Cuando la vayas a utilizar, acuérdate de no añadir sal a la receta.

5. Cubitos de albahaca 

Otra forma más simple de congelar la albahaca es con aceite. Usa los moldes de cubo para hielo, añade las hojas cortadas y cubre con aceite de tu preferencia. Mete en el congelador y saca cada cuadrito cuando lo necesites. Dura hasta 2 meses. 

Conserva por más tiempo tus alimentos 

Las hierbas aromáticas son esenciales en la cocina, ayudan a darle un singular sabor a todas las preparaciones. La albahaca es una planta única en aroma y sabor que queda muy bien en muchas comidas, por ello, sigue estos consejos para almacenarla por más tiempo, en especial en esta época del año. 

Te invitamos a revisar nuestro blog para conocer más datos sobre conservación de alimentos, eliminación de plagas y técnicas de reciclaje.